Grupo Jack pisa fuerte en el oeste con la apertura de su concesionario Kawasaki-Kymco-Corven-Bajaj

Hacía rato que no pasaba por el oeste. En una época iba prácticamente todos los días, hoy no voy casi nunca, y cuando lo hago voy desde Pilar a Moreno, así que aparezco mucho más adelante en el kilometraje del Acceso Oeste. Tremenda fue la sorpresa ayer a la noche al tomar la bajada Martín Fierro desde el Camino Parque del Buen Ayre hacia Parque Leloir y ver el polo comercial y gastronómico que se ha desarrollado en estos últimos años. Realmente impresionantes.

Parque Leloir siempre fue una zona interesante, imposible no hacer referencia a que allí vive Moria Casán, algo que surge en toda charla introductoria a la zona, pero se ha convertido en algo muy superior en este último tiempo, y enhorabuena que así sea. De alguna forma se parece al centro comercial de Cariló en los veranos. Obviamente la gastronomía atrae mucha gente, y tras ella llegan los comercios y, sin falta, los concesionarios de autos. Y esta no iba a ser la excepción. Muchas marcas de autos han abierto enormes y modernos concesionarios en las cercanías, y todo se convierte en un círculo virtuoso.

Y allí, entre medio de estos enormes concesionarios de cuatro ruedas, fue donde Grupo Jack decidió inaugurar no sólo un concesionario gigante, con todas las comodidades, sino también su relación con el Grupo Iraola. En el predio de casi de 3.000 m2 comercializarán 4 de las marcas del Grupo Iraola: Kawasaki, Kymco, Bajaj y Corven. Cada marca con su espacio dedicado y con la japonesa verde como el más importante de los cuatro.

El concesionario ya se encuentra operando desde hace unas semanas, si bien la inauguración oficial fue anoche. Y la verdad que fue un evento como hace un tiempo no veíamos en nuestro mercado, más teniendo en cuenta que se trata de la apertura de un concesionario, no de la llegada de una marca nueva al país o de un lanzamiento global. Pero considerando que Grupo Jack representa alrededor de 10 marcas de autos, con cerca de 30 agencias, sumado al concesionario Motoplex de Puerto Madero, no sorprende que hayan querido mostrar un poco el poder de fuego que tienen. Al final de la noche se sorteó una moto entre los presentes.

Cuatro salones de venta distintos, un bar-café propio dentro de las instalaciones, un playón de estacionamiento enorme y un área de servicios preparada para atender varias motos al mismo tiempo y con todo lo necesario para ofrecer un servicio de postventa acorde a lo que el concesionario insinúa desde cada showroom. Grupo Jack es el primero que pone un pie en el barrio con una propuesta tan ambiciosa, pero no es el único que ha sido atraído por el nuevo polo de Parque Leloir. Se esperan nuevas aperturas en los próximos meses.

En tiempos de crisis e incertidumbre económica llama la atención no solo la apertura de un nuevo punto de venta, sino además que sea de estas dimensiones. Y es una buena noticia para el mercado de las dos ruedas que jugadores de esta talla se sumen y apuesten al crecimiento de la moto en nuestro país.

***

2 Respuestas

  1. josijamui@gmail.com dice:

    Por un lado al ver la publicación de uds…llame a la agencia para realizar una compra de un ninja 400 en ML publican una financiación con foto del color verde cuando te hablan te dicen que en ese color no te la financian…una de dos…no entienden al consumidor o creen que se les va a comprar lo que ellos quieran y no los que nos guste….poca visión comercial de una gente que recién empieza a operar y de un grupo que hace lo mismo en todos sus concesionarios no hablar lo que hacen publicando a dólar en un valor que ellos solos entienden

  2. Milonga dice:

    Parque Leloir va a ser la punta de lanza de la zona Oeste para abrir varias concesionarias, sobre todo sobre Martin Fierro. Si o si tendría que estar Royal Enfield.

Deja un comentario