Honda podría estrenar una caja robotizada en la próxima CB1100

Interesante charla se dio en los estudios centrales de Motoblog la semana pasada. Repasando el accidente que un conocido tuvo con su moto en la autopista, en la que por suerte no sufrió heridas mayores pero fue evidente la importancia del uso de la indumentaria adecuada. El sujeto en cuestión estuvo bien protegido con el casco y la campera con protecciones, pero el calzado, los jeans y unos guantes de poca monta le dieron una idea de lo que podría haber pasado, con unos buenos raspones que le van a quedar de recuerdo.

En el medio de esta conversación, Máximo dejó flotando una pregunta: ¿qué preferís perder, pie o mano? Y yo lo primero que hice para ponerme en situación fue imaginarme arriba de una moto. Mi respuesta fue inmediata: el pie, sin dudas. Esta nota no se trata de amputar extremidades, pero si pensamos que a la hora de seguir disfrutando al máximo de la moto y todo lo que nos gusta hacer con ellas, un pie sería un problema mucho menor al lado de la pérdida de una mano. Y en algún momento del análisis sobre esta situación me encontré al mando de una Honda Africa Twin DCT, como una solución más que interesante a un problema de esta índole.

Pero volvamos a la tierra. Al planeta Tierra, me refiero. La marca japonesa se ha tomado muy en serio la idea de ofrecer motos con transmisión automática para seguir conquistando a un gran número de usuarios en distintos mercados que, en los tiempos que corren, ya no saben ni como es accionar un embrague, en ningún tipo de vehículo. Hoy Honda lo ofrece en su Africa Twin, en su GoldWing, en su X-ADV y en la NC750X en algúnos mercados. Y con gran éxito por cierto.

Pero los japoneses no se quedaron solo con la DCT, sino que recientemente presentaron registros de pantentes para una versión moderna de lo que en algún momento algunos de ustedes pueden haber escuchado como una novedad allá por los años 70: Hondamatic. Una transmisión automática con convertidor de par, de dos velocidades, a través de la cual entregaba la potencia el motor de la CB750 de aquella época.

En 2020 esta tecnología parece tener bastantes más velocidades que la versión original, utilizando además una especie de actuadores hidráulicos controlados por computadora para acoplar-desacoplar el sistema de embrague en una moto en la que no habrá una maneta para hacerlo de la forma convencional, pero si tendrá un control para ser operado con el pie, con un sensor de carga que es en efecto un quickshifter bi-direccional, mediante el cual se puede sensar el movimiento del pie -o la prótesis del piloto- para cortar la potencia del motor y momentaneamente quitar carga sobre la caja de cambios.

Este nuevo sistema automático además utiliza una serie de combinaciones de sensores, como el TPS, el sensor de carga en el pedal, el sensor de posición de cambio, el velocímetro, el tacómetro, etc. todos trabajando al unísono para realizar los cambios con total suavidad. La nueva caja, además, se espera sea mucho más simple que las unidades DCT y menos incómoda que la vieja Hondamatic que utilizaba el pesado sistema de convertidor de par.

Aparte de ser más simple que la DCT, que necesita bastante reingenieria para ser adaptada a otras motos, la nueva caja se espera sea mucho más eficiente en términos de costos, además de ser aplicable en un buen número de modelos de Honda sin sacarle mucha potencia al motor, gracias a su diseño moderno y electrónica. Y los diseños de patentes parecen indicar que Honda podría incorporar esta nueva tecnología en la próxima CB1100 antes de que esté disponible en otros modelos de la marca.

Más allá de accionar los cambios con el pie o con la mano, y la importancia de estas extremidades arriba de la moto, no es menor el esfuerzo de Honda por simplificar el uso de la moto, a pesar de que muchos pensemos que eso le quita mucho de su encanto, para poder apuntar cada vez más a un mercado que lo aprecia con una oferta más amplia de modelos.

Y por el otro lado es un buen momento para recordad la importancia de cuidarnos de la mejor forma arriba de la moto, porque mejor que elegir entre un pie o una mano es no tener que hacerlo.

***

5 Respuestas

  1. Picho_perez dice:

    Estimados, ¿hay alguna remota posibilidad que estas motos lleguen? ¿La CB1100EX? Es la digna sucesora de la Boldor, creo.

  2. Juanca74 dice:

    Nunca he manejado una moto con DCT, solo con cambios y CVT (sccoter de 150 cc).
    Cuales son sus principales ventajas y desventajas?
    te quita “sensacion” de manejo?.
    Agradezco me puedan ilustrar un poco.
    Saludos

  3. MarianoSRX dice:

    No llego a entender si esta caja es completamente automática o semi-automática como la que trajimos con la FJR1300AS que también carecía de maneta de embrague y tenía la posibilidad de usar las levas en el manubrio o palanca en el pie.
    La FJR viene con una programación para poder adaptar las rpm de acople del embrague a gusto del piloto.
    Cuando la manejé en los primeros momentos había que concentrarse bastante para evitar el manotazo izquierdo y el uso de las levas me llevó bastante tiempo, era siempre el pié izquierdo el que daba el impulso para pasar el cambio.
    No me imagino este sistema en una moto tipo On-Off, pero sería donde más utilidad tendría por el tema de los miles de accionamientos que uno se ahorraría y la seguridad de estar siempre empuñando con la mano cerrada el manillar, en una touring a los 10 minutos es una belleza.

  4. Jos dice:

    Yo entiendo completamente que el diseño, la tecnología y la vida en general evoluciona.
    Pero al menos en una moto como la de la imagen déjame la caja clásica. Y si es carburada y desprolija mejor.

Deja un comentario